BIHUB PATH

7 diciembre, 2020

Un sistema inteligente de gestión del Camp Nou revolucionará el uso de las grandes superficies

Instalaciones Inteligentes

APÚNTATE AHORA A SPORTS TICKETING

ÚNETE AHORA
318K

El proyecto IoTwins, financiado por la Unión Europea en su programa Horizonte 2020, servirá para el desarrollo de una herramienta de gestión del Espai Barça que luego podrá aplicarse a todo tipo de instalaciones deportivas, superficies comerciales y eventos masivos dónde la movilidad y la seguridad de las personas es un reto. La iniciativa agrupa a 23 socios que desarrollarán un sistema inteligente, basado en big data y cloud computing que validarán escenarios tan dispares como la manufactura y la gestión de las instalaciones. Este último será el caso del que se ocupará el Barça. El objetivo es optimizar las operaciones y la seguridad a la vez que se facilita y mejora la movilidad y la experiencia del fan dentro del estadio y las instalaciones del club.

El papel del FC Barcelona consistirá en habilitar sensores para recoger información sobre el movimiento de los aficionados en sus instalaciones y el entorno del estadio. Tras procesarlos, estos datos servirán para tomar decisiones y lanzar procesos automatizados, que redundarán en una mejora de la seguridad, el rendimiento de las instalaciones para el aficionado y en una mayor rentabilidad de los espacios del club.

Una herramienta para la gestión inteligente de grandes recintos

Inicialmente, la herramienta será útil para compaginar las obras del Camp Nou con la asistencia de público a la competición, que ocurrirá simultáneamente. Posteriormente, se hará una réplica de la herramienta para el estadio Johan Cruyff, con capacidad para seis mil espectadores. Dentro del alcance del proyecto, se contempla además la posibilidad de licenciar el sistema resultante para ser empleado en centros comerciales, salas de fiestas, recintos para conciertos o festivales, etc… como parte del modelo de negocio del sistema.

El proyecto comenzó el 1 de septiembre de 2019. Hasta ahora, en una primera etapa, se ha recogido información de las principales fuentes de datos asequibles con el fin de homogeneizarla para poder capturarla en el futuro de manera directa. El objetivo es crear un gemelo digital del estadio, un modelo en 3D, en el que se pueda simular todo lo que ocurre y puede ocurrir de cara a gestionar la instalación. Ya hay soluciones de mercado que se sirven de sensores para, por ejemplo, modular el confort climático o controlar la apertura de puertas, pero este proyecto va más allá porque contará con simulaciones muy precisas sobre cómo las personas se mueven e interaccionan con las instalaciones en diferentes escenarios, tanto el día del partido, como fuera del mismo.

Un modelo de estudio del comportamiento

Solo hay que establecer las variables del seguimiento de los flujos de espectadores y analizarlas. En la fase que se va a iniciar ahora, la información obtenida de los sistemas de sensores de densidad y movimiento de personas, redes sociales, la información del acceso a los tornos, la meteorología, entre otras, se está introduciendo en el superordenador MareNostrum 4, del Barcelona Supercomputing Center (BSC), para empezar a generar simulaciones que puedan compararse con la realidad. La información que va a procesar este ordenador en una máquina convencional tardaría años en dar resultados, pero con su sistema de supercomputación en pocos minutos arroja resultados que nos permitirán entrenar y ajustar el modelo de estudio del comportamiento.

Una vez hecho esto, el modelo se irá mejorando y perfeccionando al introducir más información hasta que sus predicciones sean lo más precisas y exactas posibles. La idea es entrenarlo con preguntas what if. Por ejemplo, qué pasaría si se cierra determinada puerta. Si el modelo habla de que habrá acumulaciones de personas en unos lugares, habría que tomar las decisiones y cambios pertinentes para que no ocurra. Las variables pueden depender desde el perfil de los aficionados que vienen a ver al equipo visitante, -si se trata de sus seguidores o de turistas que están circunstancialmente en la ciudad ese día-, cómo está transcurriendo la competición y en qué posición se encuentran los equipos, el tráfico, si una estrella se ha lesionado…

Una experiencia a medida

Pudiendo anticipar el comportamiento de los asistentes para optimizar la circulación dentro del Camp Nou, este proyecto resolverá la dificultad que supone realizar obras en el estadio al mismo tiempo que se celebra la competición. Esta es la faceta fundamental del programa en el corto plazo. Con las obras, va a haber partes de las instalaciones que quedarán al descubierto y movimientos de maquinaria, lo que supone un reto en seguridad y usabilidad de las instalaciones.

Sin embargo, al mismo tiempo, además de facilitar el acceso a las instalaciones, se mejorará la experiencia del espectador. Se podrán estudiar las mejores ofertas para los aficionados que primero llegan al estadio, resolver los problemas de hostelería agilizando las siempre engorrosas y a menudo incómodas compras de comida y refrescos, controlar la afluencia a los servicios y su impacto en la calidad de los baños para mantenerlos en perfecto estado, etc… El objetivo es eliminar todas las adversidades que supone asistir a un evento de masas, para que el cien por cien de la experiencia solo sea confort.

Predicción del comportamiento de los asistentes

La calidad del dato que se le facilite al superordenador servirá para modelar todas las casuísticas. Por ejemplo, cuando una persona es la primera vez que va al estadio, suele encontrarse desubicada y obstaculiza a los demás. Si alguien va con niños no es igual que si va solo o con amigos. Cuantas más posibilidades se introduzcan al superordenador, mejor se podrá predecir el comportamiento del fan y generar el camino más viable para que cada espectador llegue a su destino en cada posible escenario. La herramienta podrá predecir cuántos casos de este tipo pueden darse según qué encuentro vaya a disputarse. Su implementación también tendrá una gran utilidad para las decisiones que se tomen en tiempo real.

Si no hay retrasos, el proyecto habrá concluido dentro de dos años. Con el modelo bien entrenado, los datos se subirían a la nube y ya no sería necesario el superordenador. Para que la herramienta pueda ser de uso común, se desarrollará también en espacios más habituales como la tienda o el museo del Barça para que pueda aplicarse en centros comerciales o recintos de todo tipo. Si se mejora la movilidad de las personas en un espacio, se mejorará su experiencia y se incrementará el tiempo de disfrute de la visita, lo que servirá a las organizaciones para capturar parte de ese valor añadido que se está generando en su experiencia. Ahora se trata solo de una investigación en fase experimental, pero la optimización del acceso a grandes espacios será una herramienta totalmente indispensable dentro de pocos años.

 

 

 

Este proyecto ha recibido financiación del programa de investigación e innovación Horizonte 2020 de la Unión Europea en virtud del acuerdo de subvención No 857191

Este artículo refleja únicamente la opinión del autor y que la Comisión no es responsable del uso que pueda hacerse de la información que contiene.

 

 

 

 

 

 

 

 

BIHUB Team

 

NOTAS RELACIONADAS

¿Quieres saber más?

  • Suscríbete
  • Contáctanos
  • Únete al HUB

Mantente al día con nuestras novedades

¿Tienes preguntas sobre Barça Universitas?

  • Startup
  • Centro de Investigación
  • Corporativo

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

El Formulario ha sido enviado exitosamente.

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

El Formulario ha sido enviado exitosamente.

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

El Formulario ha sido enviado exitosamente.