BIHUB PATH

31 enero, 2020

LA COMUNICACIÓN INTERNA ENTRE EL CUERPO MÉDICO Y EL ENTRENADOR ES CLAVE

Salud y Bienestar

Apúntate al Certificado en Médico de Equipo – Conceptos Esenciales

únete ahora
318K

Durante las últimas dos décadas, la ratio de lesiones musculares y la asistencia de los jugadores a las sesiones de entrenamiento y partidos de competición se ha mantenido estable en el fútbol masculino profesional.1,2 Las estrategias de prevención que intentan reducir los riesgos de lesión no han logrado un descenso significativo en la tasa de lesiones.3

Los responsables médicos de los clubes que participaron en el UEFA Elite Club Injury Study sugieren que los factores de riesgo más importantes que pueden provocar una lesión son los siguientes:

  • La carga de entrenamiento y competición a la que están sometidos los jugadores
  • El bienestar del futbolista
  • La calidad de la comunicación interna dentro de los equipos
  • El estilo de dirección del entrenador principal

Una reciente investigación4 acaba de demostrar la importancia de la comunicación interna en los equipos de futbol de alto nivel y cómo está correlacionada con las lesiones y la disponibilidad de los jugadores para entrenar y competir. El estudio, publicado en la revista British Journal of Sports Medicine en 2019, se basó en el análisis de 36 equipos de élite de 17 países europeos distintos durante los años 2012 a 2016. Un miembro del cuerpo médico de cada club respondió a un cuestionario para describir su valoración de la calidad de la comunicación interna dentro de su club. La calidad de la comunicación se clasificó en una escala Likert de 5 puntos desde “nada buena” (puntuación = 1) a “muy, muy buena” (puntuación = 5). La calidad de la comunicación se evaluó en las relaciones internas entre el cuerpo médico (médicos y fisioterapeutas) y entre el cuerpo médico y el entrenador principal, el cuerpo médico y los preparadores físicos, el cuerpo médico y el director deportivo y entre el cuerpo médico y el presidente/junta directiva. Los resultados son muy interesantes. En global, una buena comunicación interna dentro de los clubes (puntuación = 5) estuvo correlacionada con un menor número de lesiones (rs=0,31, p=0,007); una baja incidencia de lesiones graves (rs=0,32, p=0,005), y una mayor disponibilidad de los jugadores para entrenar (rs=0,31, p=0,006) y disputar partidos (rs=0,27, p=0,048). La mejor comunicación se produjo dentro del cuerpo médico (entre los médicos y los fisioterapeutas) con una media de 4,5 puntos (rango de 2 a 5). La comunicación entre otros miembros del equipo osciló entre 3,4 y 3,9 (rango de 1 a 5 para todos).

La comunicación entre el entrenador principal y el cuerpo médico fue la que más influencia tuvo en la tasa de lesiones y en la disponibilidad de los futbolistas para entrenar y competir. Los equipos con una baja calidad en la comunicación interna (puntuaciones 1-2) tuvieron un 5%-8% menos de asistencia a los entrenamientos (76% vs 83%, p=0,001), y una menor disponibilidad para disputar partidos (82% vs 88%, p=0,004) comparado con los equipos con un moderado o buen nivel en la calidad de su comunicación interna (puntuaciones 3-5).

Algunos datos más. El número de total de días de ausencia de los jugadores en los equipos con un bajo, medio o buen nivel de comunicación interna entre el cuerpo médico y los preparadores físicos fue de 184, 127 y 106, respectivamente; para la relación entre el cuerpo médico y presidente/junta directiva fue de 148, 127 y 107, respectivamente y para la relación entre el cuerpo médico y el director deportivo (CEO) de 147, 140 y 107, respectivamente.

Las aplicaciones prácticas sugieren que hay que prestar mucha atención a formar un buen equipo de trabajo. Generar un buen clima laboral dentro del club parece imprescindible y hay que respetar la intervención de los demás. Los entrenadores deberían preguntar y mostrar interés por el trabajo del resto del equipo técnico. Parece razonable diseñar protocolos de comunicación interna (canales, calendario de reuniones, ubicación en la semana, informes a presentar, …) para favorecer la interacción positiva de los miembros del cuerpo técnico.

 

 

Carlos Lago Peñas

 

Referencias:

1 Ekstrand J, Hägglund M, Kristenson K, et al. Fewer ligament injuries but no preventive effect on muscle injuries and severe injuries: an 11-year follow-up of the UEFA Champions League injury study. Br J Sports Med 2013; 47:732–7.

2 Ekstrand J, Waldén M, Hägglund M. Hamstring injuries have increased by 4% annually in men’s professional football, since 2001: a 13-year longitudinal analysis of the UEFA Elite Club injury study. Br J Sports Med 2016; 50:731–7.

3 Ekstrand J. Preventing injuries in professional football: thinking bigger and working together. Br J Sports Med 2016; 50:709–10

4 Ekstrand J, Lundqvist D, Davison M, et al. Communication quality between the medical team and the head coach/manager is associated with injury burden and player availability in elite football clubs Br J Sports Med 2019; 53: 304-308.

 

NOTAS RELACIONADAS

UN GRAN DESCONOCIDO EN LAS LESIONES MUSCULARES: EL TEJIDO CONECTIVO DE LA MATRIZ EXTRACELULAR

Un editorial publicado en la revista The Orthopaedic Journal of Sports Medicine —en el que han participado miembros de los servicios médicos del club— propone considerar la arquitectura íntima de la zona afectada, valorar a la matriz extracelular como un actor fundamental en el pronóstico de la lesión.

¿Quieres saber más?

  • Suscríbete
  • Contáctanos
  • Únete al HUB

Mantente al día con nuestras novedades

¿Tienes preguntas sobre Barça Universitas?

  • Startup
  • Centro de Investigación
  • Corporativo

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

El Formulario ha sido enviado exitosamente.

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

El Formulario ha sido enviado exitosamente.

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

El Formulario ha sido enviado exitosamente.