BIHUB PATH

26 marzo, 2019

¿CÓMO SE RELACIONAN LOS MÚLTIPLES CONSTREÑIMIENTOS QUE AFECTAN AL RENDIMIENTO DEPORTIVO?

Deportes Colectivos
318K

Sabemos que el rendimiento deportivo es un fenómeno complejo y depende de multitud de constreñimientos pero, ¿sabemos cómo se relacionan e interactúan entre sí? ¿Sobre cuáles resulta más eficaz empezar a intervenir? ¿Podemos prevenir lesiones cambiando los valores del equipo? Tal como sugiere el artículo “On the relatedness and nestedness of constraints”, publicado este mes de febrero en la revista Sports Medicine por Balagué et al., la perspectiva de los sistemas dinámicos complejos nos puede ayudar a responder estas cuestiones entre otras.

Desde la perspectiva de los sistemas dinámicos complejos, las acciones deportivas se entienden como el resultado de la interacción entre el deportista y su entorno. Si los constreñimientos personales (p.e., motivación, fatiga, habilidad, etc.) y/o el entorno (p.e., oponentes, comportamiento del público, estado del terreno de juego, instrucciones del entrenador, etc.) cambian, las posibilidades de acción cambian también. Durante la competición, dichas posibilidades de acción emergen y se disuelven de forma muy rápida. Algunos futbolistas extremadamente rápidos, hábiles y motivados como Leo Messi son capaces de percibir posibilidades de acción en entornos rápidamente cambiantes que pueden pasar inadvertidas para otros jugadores. De hecho, la misma información objetiva del entorno toma un significado diferente para cada jugador.

La mayor parte de acciones altamente impredecibles como, por ejemplo, hacer un túnel pasando el balón entre las piernas de un defensor, emergen de forma espontánea, es decir, no programada. Como señala Balagué, “el objetivo de Messi no es hacer un túnel sino superar al defensor para acercarse a la portería contraria”. El carácter emergente de este tipo de acciones las hace imposibles de programar de antemano, lo cual tiene especial relevancia en la forma de concebir el entrenamiento y en el tipo de instrucciones que el entrenador da a sus jugadores.  

¿Cuál es el papel de las instrucciones en el rendimiento de los jugadores y jugadoras?

Las instrucciones de los entrenadores durante un partido o un entrenamiento son también informaciones del entorno y, como tales, no provocan los mismos efectos en todos los deportistas. El texto advierte además que en algunas ocasiones incluso pueden llegar a ser contraproducentes. Por ejemplo, ¿qué ocurre cuando dichas instrucciones compiten con las posibilidades de acción inmediatas que emergen durante el juego por la interacción con los oponentes?   La duda puede retardar la reacción de pase permitiendo que este pueda ser interceptado.

Las instrucciones deberían ajustarse a las características y necesidades del receptor(es). Además, deberían tener en cuenta la escala temporal de la acción que se pretende manipular mediante la instrucción. En procesos intencionales, es decir, aquellos que se producen a escalas temporales suficientemente largas para ser controladas voluntariamente (como la manera de lanzar un penalti), la instrucción puede tener sentido (si se consigue modificar la intención), pero no en aquellos en los que la presión temporal no permite ese control voluntario (como el ejemplo del regate de Leo Messi detallado anteriormente).

La importancia de la vinculación del jugador con la tarea

El artículo propone una comprensión diferente de los constreñimientos que afectan a la tarea y de la misma noción de tarea, con repercusiones tanto teóricas como prácticas. Como dicen los autores, “la tarea es una propiedad sistémica que no puede darse sin un objetivo; es decir, el reglamento debe ser voluntariamente respetado, y las acciones del oponente deben ser percibidas por el deportista para funcionar como constreñimientos informacionales”. Sin esta implicación activa del deportista no hay tarea, no hay constreñimiento, y tampoco se pueden dar los resultados esperados. Esto lo conocen muy bien los profesionales que, en entrenamiento o competición, han realizado propuestas a sus deportistas que éstos no han hecho suyas o no han priorizado, obteniendo un resultado inferior al esperable. En la práctica, esta nueva comprensión del concepto de tarea refuerza el rol del deportista en el proceso de entrenamiento y competición, a la vez que propone un rol del entrenador menos prescriptivo y más coadaptativo.

¿Qué constreñimientos son más relevantes para el rendimiento?

Como sugieren Balagué y colaboradores, los constreñimientos personales y ambientales que condicionan el rendimiento evolucionan a diferentes escalas temporales. Esto significa que algunos cambian de forma más lenta, (p.e., los valores personales, el somatotipo o el cronotipo), respecto a otros que lo hacen de forma más rápida (p.e., el estado de ánimo, la carga interna, la fuerza muscular). Estos constreñimientos, independientemente de su origen (fisiológico, psicológico, biomecánico, etc.), están relacionados entre sí a través de dichas escalas temporales. Aquellos que evolucionan más lentamente influyen de forma “constante” sobre los que evolucionan más rápidamente y, desde este punto de vista, son más relevantes para el rendimiento. Por ejemplo, si incidimos sobre un valor del deportista, es decir, a qué da valor (p.e., el éxito deportivo), que puede mantenerse durante décadas, lo hacemos de forma correlacionada sobre otros constreñimientos como la motivación, los objetivos, las estrategias, la atención, y la percepción de posibilidades de acción. A su vez, estos constreñimientos que evolucionan más rápidamente que los valores, influenciando el rendimiento, dan soporte a los que evolucionan más lentamente, interactuando con ellos a través de una causalidad circular. Es decir, interviniendo sobre la percepción de posibilidades de acción lo hacemos también sobre los objetivos, la motivación y los valores.

Para entender mejor este concepto, Rafel Pol pone el siguiente ejemplo: “si un jugador da más valor al éxito personal que al de su equipo, esto influirá en sus decisiones en el campo, en las acciones técnicas que desarrolla, y esto tendrá consecuencias fisiológicas. Si valora el éxito colectivo por encima del personal priorizará su intervención en acciones que quizás no representan un beneficio directo para él; por el contrario, si prioriza el éxito inmediato personal, declinará intervenir en dichas acciones “altruistas” a favor de su intervención en acciones que potencien su individual”. Por más instrucciones que reciba un jugador en relación a la necesidad de ayudar a sus compañeros en defensa o por más ejercicios técnicos que realice para practicar las ayudas, si sus valores personales no cambian será muy difícil conseguir el comportamiento deseado.

Además, hay que tener presente que interviniendo a nivel colectivo (animando a presionar en campo rival, modificando el número de jugadores, las dimensiones del terreno, etc.) se constriñen también de forma correlacionada las acciones individuales y sus consecuencias fisiológicas, haciendo innecesario desarrollarlas de forma descontextualizada. Por lo tanto, es esencial que el entrenador entienda las interacciones entre los constreñimientos personales y del entorno que afectan al rendimiento y reconozca su organización jerárquica en base a sus escalas temporales de actuación, lo que le permitirá intervenir con mayor criterio y eficacia.

 

Apúntate al Certificado en Entrenamiento en Deportes de Equipo

 

Adriana Roca Ferrandiz

 

NOTAS RELACIONADAS

CÓMO LAS EXIGENCIAS FÍSICAS DE LOS FUTBOLISTAS VARÍAN SEGÚN SU POSICIÓN

Aunque existen varios estudios al respecto, muchos de ellos han analizado estas demandas abarcando solo unas pocas variables o empleando ventanas de tiempo muy amplias. Un nuevo estudio realizado por preparadores físicos del F.C. Barcelona ha analizado con mayor precisión varios de estos detalles.

¿Grados de libertad o grados de esclavitud?

La comprensión de las variables modificadoras del juego basada en los grados de libertad.

EJERCICIOS EXCÉNTRICOS: ESTUDIANDO “VACUNAS” PARA LOS MÚSCULOS

El entrenamiento mediante ejercicios excéntricos es importante para prevenir lesiones. Sin embargo, un entrenamiento intensivo puede ocasionar también un cierto daño muscular, que es preciso vigilar para reducir al máximo el riesgo de lesión.

EL NIVEL DE RESISTENCIA COMO MODERADOR DE LA CARGA DE ENTRENAMIENTO

La resistencia cardiovascular de los deportistas se ha manifestado como un moderador del resultado de la carga a la que son expuestos.

¿Quieres saber más?

  • Suscríbete
  • Contáctanos
  • Únete al HUB

Mantente al día con nuestras novedades

¿Tienes preguntas sobre Barça Universitas?

  • Startup
  • Centro de Investigación
  • Corporativo

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

El Formulario ha sido enviado exitosamente.

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

El Formulario ha sido enviado exitosamente.

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

Por favor, completa los campos:

El Formulario ha sido enviado exitosamente.